Los mejores platillos horneados requieren mediciones precisas

Medir los ingredientes con precisión es un paso crítico en el proceso de cocción.

Agregar demasiada harina a una receta para preparar un delicioso pastel puede dejarlo seco y duro. Por desgracia, es demasiado fácil cometer este error y ni siquiera darse cuenta de ello cuando se utiliza una taza de medición tradicional.

Entonces, ¿qué hacer?

En estos casos, como en muchos otros, el recurrir a una báscula digital para realizar mediciones más precisas es la respuesta, ya que también es más sencillo para repetir de forma consistente una y otra vez la misma receta.

Lo anterior ha quedado más que demostrado cuando un chef realizó una prueba de cocina y muestra la diferencia entre un pastel en donde había medido correctamente la harina y uno en donde no lo hizo.

Incluso en este ejercicio la diferencia comienza desde lo visual, ya que el pastel en donde se midieron correctamente los ingredientes, incluyendo la harina, se veía esponjadito y húmedo, mientras en donde las mediciones no fueron las correctas, se apreció un pastel sin esponjar y seco.

Ambos fueron hechos por el mismo chef y tenían los mismos ingredientes, aquí la variable fue la perfecta medición de dichos ingredientes.

cocinar

Por lo que nuestro ilustre chef recomienda altamente es que se mida correctamente los ingredientes. Siguiendo al pie de la letra esta recomendación, entonces tendrás como resultado espectaculares platillos y postres horneados.

También explica nuestro chef el problema que se tiene al sobre-medir la harina.

Siguiendo con el mismo ejercicio, se observa que se obtienen cortezas de pastel que no son esponjosas, por el contrario, se obtienen panes duros y pasteles que son como rocas.

Y con este elemento, al no medir correctamente los ingredientes, no solo se afecta la textura de los platillos y postres horneados, sino que también se verá afectada su presentación.

Incluso, un sencillo corte al pastel o al postre en general se puede dificultar cuando es demasiado denso o el cuerpo es demasiado delgado.

Por ello, y para contrarrestar este problema, una báscula digital es una gran herramienta para todo cocinero y chef, ya que proporciona exactitud y consistencia a los platillos.

Curiosamente, nuestro mismo chef indica los riesgos a los que se llega a incurrir cuando tu herramienta de medición es una taza de medir.

cocinar2

Este es un ejercicio simple en donde demuestra la precisión de una báscula digital en comparación con una taza de medición.

En donde explica que, cada vez que tomas la taza medidora y la pones la harina, en realidad puedes agregar hasta 3 cucharadas de harina más por taza. Y eso va mermando tanto la calidad como la textura del postre o platillo en general.

Después de este sencillo y delicioso experimento, se deduce que las básculas digitales son el complemento perfecto para la cocina en cuanto a la precisión y  eficiencia se refiere.

De hecho, contar con esta herramienta, no sólo facilita el medir los ingrediente, sino que también reduce la limpieza ya que el medir todos los ingredientes en un recipiente para mezclar, elimina la necesidad de limpiar diversas tazas de medir e incluso las cucharas.